martes, 14 de octubre de 2014

¡Hoy no vas a entrenar! ¿Un castigo o un error?


¡Hoy no vas a entrenar! ¿Un castigo o un error?
Por Lic. Guenadi Gálvez





En el mundo hay miles de niños y niñas que asisten a deportes después de su jornada diaria de estudios académicos, normalmente los padres los inscriben porque entienden el beneficio que traerá el deporte en su vida, ahora también hay casos de padres que esperan que el deporte se convierta en una guardería (pero esos son otros casos que los hablaremos en otra ocasión).

Hay un sinfín de artículos científicos y pedagógicos que podríamos citar de los beneficios que la práctica deportiva tiene en los niños y niñas, se sobre entiende que si un infante o un joven opta por un deporte es por que disfruta su práctica y esto a la larga le traerá un rédito muy grande en su desarrollo como ser humano, sin embargo muchas veces algunos padres piensan que la práctica deportiva está afectando otras aristas de su desarrollo, cuantas veces no hemos sabido de chicos o chicas que les quitaron el deporte por tratar de darles un escarmiento o como medida de presión para que se porten bien o salgan mejor en clases, pero ¿es esto funcional?

  •        Quitarle lo más que les gusta
La mayoría de padres entiende que el deporte les gusta a sus hijos, quitárselos es una forma de pensar que si les gusta suficiente se esforzaran para ganarse la recompensa: Regresar a Entrenar.

El error que cometen en estos casos es que los padres no comprenden que la pérdida del proceso de entrenamiento deportivo podría traer serios riesgos en los hábitos de sus hijos a posterior, 

Imaginemos un caso que el chico está inscrito en la clase de Judo, se portó mal y sus padres lo castigan dejándolo 1 mes sin ir hasta que se porte bien, cuando regrese al DOJO sus compañeros habrán avanzado, la condición física ya no será la misma, puede que en dependencia de la clase al día siguiente le duela mucho el cuerpo por el mes en total descanso y que eso le traiga deseo de abandonar el deporte ¿sirvió para algo el castigo? Lo que obtuvimos acá es un chico que le tomo aversión al ejercicio después de un periodo de sedentarismo.

  •           Quitarle las distracciones
Otro de los muchos casos es que los chicos salen mal en el estudio, en muchos de los casos los padres toman el quitar el deporte como una forma de quitar las distracciones para que l pueda estudiar, hay que evaluar ¿es el deporte lo que realmente distrae a mi hijo/a?
El año pasado en mi gimnasio uno de mis chicos estaba saliendo mal en clases, su mama tomo la decisión de quitarlo de Sambo porque mucho lo distraía y las notas en lugar de mejorar disminuyeron sus promedios, su distracción era la televisión, los juegos de video, y las salidas con sus amigos y amigas, el castigo no sirvió de nada y en lugar de seguir adelante cuando regreso a entrenar se dio cuenta que el deporte le quitaba tiempo para pasar con sus amigos, ver televisión o jugar videojuegos.

Es decir el castigo termino siendo un fracaso, abandono el proceso de construcción de valores a través del deporte y trastorno su desarrollo físico.

Estos son algunos de los casos que pasan a diario en las escuelas deportivas de todo el mundo, son errores que pueden llegar a costar muy caro en el desarrollo de la personalidad de tus hijos y en su adquisición de cualidades volitivas.

·         Recomendaciones

Si tu hijo o hija sale mal en las clases, se porta mal en la casa o comete algunas conductas que no debería te recomiendo lo siguiente:
  •         Habla con el maestro o entrenador  con respecto al problema
En el entendido que el maestro o entrenador esté debidamente calificado para ayudarte con el caso juntos podrán encontrar una respuesta, será más satisfactorio y podrás incidir realmente en lo que buscas para tu hija o hija.
  •       Identifica si es realmente el deporte lo que está contribuyendo a su comportamiento.
Valora todo lo que hace tu hijo en el día y que opciones tiene que puedas limitarlo para que puedas darle un castigo ejemplar, no ganas nada no llevándolo a la escuela de fútbol y permitiéndole gastar su tiempo en las redes sociales.
  •         Observa su ambiente
Muchas veces el comportamiento de los chicos y chicas se da por que no están a gusto en el ambiente en el que se desarrollan, puede que no les guste la escuela o colegio donde asisten, o que alguien más los molesta, todo esto puedes hablarlo con su entrenador.
  •        Escucha al entrenador
Muchas veces no entendemos que necesitamos una comunicación periódica con el entrenador, solo llegas a dejar y a recoger a tu hijo o hija y no tienes espacio para retro-alimentarte con el entrenador de turno, escúchale y toma en cuenta su opinión del caso

  •   Habla con él o ella
Por experiencia propia te diré que muchos de los problemas que suceden en estos casos es porque no existe la confianza de tocar algunos temas con tus hijos, habla con ellos, pregúntales que les pasa y si haz construido la confianza suficiente veras que pueden cambiar muchas cosas sin tener que castigarle
  •     PONLE ATENCIÓN A EL O A ELLA
La mayoría de las veces los niños o niñas querrán llamar tu atención a través de las conductas, si no le pones atención en la práctica deportiva (por ejemplo celebrando sus éxitos) no esperes que responda igual en el estudio (y menos si saco una buena nota y no le felicitaste).


No hay comentarios:

Publicar un comentario